NBA

Russell Westbrook Jugador más Valioso de la NBA 2016-17

Tras una espera más larga de lo normal para lo habitual en la NBA, Russell Westbrook ha sido nombrado MVP de la temporada 2016-17 durante la gala especial celebrada en Nueva York. El base californiano ha completado una temporada de ensueño, llevándose a casa uno de los galardones más disputados que se recuerdan en la historia de la competición. Su tremenda actuación, promediando un triple-doble por partido, ha valido para que el Most Valuable Player cambie de dueño, pese a no haber superado 57,6% de victorias en la actual campaña. Westbrook es el segundo jugador de Oklahoma City que lo consigue tras Kevin Durant en la 2013-2014.

La temporada de locura

James Harden, Kawhi Leonard y Russell Westbrook han protagonizado una cruenta carrera en la que no ha sido fácil vislumbrar quien terminaría saliendo vencedor. El escolta de los Rockets ha llevado a los Houston Rockes, de la mano de Mike D’Antoni, a convertirse en una maquina de anotación compulsiva, terminando la regular como terceros del Oeste. Por su parte, el joven Leonard ha resuelto cualquier duda acerca de la continuidad de los Spurs como franquicia ganadora. Después de la retirada de Tim Duncan, los focos estaban sobre él. Y The Claw no ha defraudado. Segundos en el Oeste, con 61 victorias a sus espaldas.

Oklahoma City’s Russell Westbrook fights for position with Golden State’s Kevin Durant an NBA basketball game between the Oklahoma City Thunder and the Golden State Warriors at Chesapeake Energy Arena in Oklahoma City, Saturday, Feb. 11, 2017. Photo by Bryan Terry, The Oklahoman

Westrbook ha promediado unos números de 31,9 puntos, 10,7 rebotes y 10,4 asistencias por noche que le colocan en los libros de historia, habiendo firmado una temporada con pocos precedentes. Si bien su equipo no ha pasado de la sexta posición en el Oeste, la aportación del base californiano ha sido máxima. Por su parte, James Harden ha protagonizado la simbiosis entre anotación y creación con 29,1 puntos, 8,1 rebotes y 11,2 asistencias por partido, liderando a sus Houston Rockets a convertirse en un con junto ganador con el triple como bandera. Kawhi Leonard, tan silencioso como de costumbre, no ha acaparado la importancia de sus dos principales competidores. Sin embargo, 25,5 puntos, 5,8 rebotes y 3,5 asistencias, unidos a su histórico dominio defensivo, le hacen merecedor del más alto reconocimiento.

Tal ha sido la feroz competencia vista durante toda la temporada regular, que LeBron James con unos excelentes 26,4 puntos, 8,6 rebotes y 8,7 asistencias por partido se ha quedó fuera de los tres finalistas. En cualquier otra temporada las temporadas de Harden, Leonard o James hubiesen sido más que suficientes para llevarse el premio, pero la titánica exhibición que ha dado Westbrook a lo largo de sus 81 partidos disputados (solo descansó en el último) ha sido demasiado para sus rivales.

Hito después de 55 años

Oscar Robertson había sido el único jugador capaz de promediar un tiple-doble a lo largo de toda una campaña en la historia de la NBA, en la temporada 1961-62. Era uno de los registros que parecían inalcanzables en el baloncesto moderno, pero, tras la salida de Kevin Durant a Golden State Warriors, Russell Westbrook ha elevado su juego a otra dimensión. Una dimensión que solo está al alcance de su mano. Asimismo, la estrella de Oklahoma City Thunder también ha usurpado el trono de Robertson en el apartado de triples-dobles totales en una temporada: 42. Westbrook logró rebasar la cantidad lograda por el histórico Big O a falta de dos encuentros para llegar a los playoffs.

El mayor uso ofensivo de la historia

Después de perder a su compañero Durant, se preveía un uso masivo de Westbrook a la hora de llevar el peso ofensivo de los Thunder. El anterior récord de uso ofensivo (porcentaje de jugadas de un equipo utilizadas por un jugador cuando está en pista) lo logró Kobe Bryant en el curso 2005-06 (38,74%), ya sin Shaquille O’Neal y cuando se veía prácticamente solo todas las noches. No obstante, era previsible que el base Oklahoma City rebasase esa barrera, ya que hace dos temporadas estuvo muy cerca de hacerlo. Esta campaña, Westbrook consumía el 41,65 por ciento de las jugadas ofensivas de los suyos, siendo el primer jugador en la historia de la NBA que logra sobrepasar el 40%. Dicho abuso también se ha visto reflejado en el número de pérdidas (5,4 por partido), dada la alta cantidad de tiempo que tenía el balón en sus manos.

Noches nunca vistas

Nunca antes se había logrado un triple-doble con 50 o más puntos anotados (Fuente: Basketball Reference). Nunca, hasta la irrupción de dos talentos brutos capaces de acaparar todo el peso ofensivo de su escuadra como Russell Westbrook y James Harden. Ambos lo han hecho en más de una ocasión: tres Westbrook y dos Harden. Dichos encuentros se saldaron con cinco victorias para sus respectivos equipos, y es que en el caso de Westbrook, el porcentaje de victorias de Oklahoma City aumenta notablemente cuando consigue un triple-doble (de 56,7% a 79%).

Harden, un espectáculo

Por su parte, James Harden ha realizado, pese a no llevarse el galardón, el mejor curso baloncestístico de su carrera. Tras la llegada de Mike D’Antoni a las filas tejanas, Harden fue reconvertido a la posición de base, donde tendría la doble función de anotar y generar para sus compañeros. Asimismo, ha conseguido alzar a sus equipo a la élite de la liga, logrando un meritorio tercer puesto en la conferencia Oeste. Dicha posición en la tabla no ha sido suficiente para declinar la balanza a favor del ex jugador de los Thunder. Líder en dobles-dobles esta campaña, se ha consolidado como uno de los exteriores más desequilibrantes de la NBA.

Click para comentar

You must be logged in to post a comment Login

Leave a Reply

Mas Populares

To Top