NBA

Un día como hoy hace 25 surgió el equipo más poderoso de la historia

“Durante la ceremonia de medallas, ellos eran como niños. Ellos tuvieron campeonatos de la NBA y todo eso, pero eran como niños. Fue un momento precioso”, dijo el entrenador asistente del Dream Team, Mike Krzyzeski, a GQ.

Hace 25 años, el Dream Team ascendió al podio y cimentó su estatus como el más grande equipo de baloncesto que el mundo haya visto. Pero no fue sin al menos un poco de drama.

A la mitad de la primera mitad del juego por la medalla de oro ante Croacia, el Dream Team estaba haciendo lo impensable: perdiendo.

Diez minutos después, los Estados Unidos se quedaron 25-23 ante un equipo que enterró por 33 antes del juego en equipo. Toni Kukoc parecía el mejor jugador de Europa, Drazen Pretrovic encendió las redes al igual que lo hizo con los Nets, y Croacia notificó que no se limitaría a doblar la rodilla ante el Star Spangled de la colección de las súper estrellas. Les haría trabajar para ello.

Si alguien en los Estados Unidos debía ser llamado a poner en marcha las trompetas de triunfo, ese sería Charles Barkley. Perdiendo por dos, fue Barkley el que encendió la carrera inevitable, golpeó el avance y lanzó detrás de la espalda en rompe rápidos que en última instancia rompió el juego abierto.

Cuando el reloj marcó ceros, el marcador se leía Estados Unidos 117-85 Croacia, dejando su marca en 8-8 en Barcelona.

La victoria por 32 puntos en el juego por la medalla de oro fue su juego más cerrado en los Olímpicos que terminó con una ventaja en promedio de 43.8 puntos por juego, el segundo mejor margen de la historia olímpica de Estados Unidos. El equipo de 1956 con el novato entrante en la NBA, Bill Russell, superó a sus rivales por 53.5 puntos por juego.

Al igual que en las semifinales ante Lituania, Michael Jordan lideró nuevamente al equipo en puntos, terminó con 22 puntos en 23 minutos mientras Barkley puso 17, conquistando su fama internacional como el liderar anotador del Dream Team en el torneo.

Que el Dream Team anotó 117 puntos en el juego final fue poético después de llegar a un promedio de 117.3 puntos por juego, lo que más ha promediado Estados Unidos en unos Olímpicos, una marca que todavía se mantiene. El único equipo que se acercó a igualar al Dream Team en puntos en el equipo de Londres 2012 encabezado por LeBron James, Kevin Durant, Kobe Bryant, Chris Paul, Russell Westbrook y James Harden, entre otros.

El equipo no cruzó el oro, ya que venció a Lituania por cinco y a España por siete en el juego por la medalla de oro. El margen promedio de victoria del equipo del 2012 fue de 32.1, casi idéntico al triunfo más cercano del Dream Team en 1992.

El hecho que parecia fácil en Barcelona no se perdió en Larry Bird. “He llorado en casa cuando he visto a los estadounidenses ganar carreras cercanas”, dijo Bird, quien fue citado después del partido. “Creo que habrías visto mucha más emoción si no hubiéramos ganado todos los partidos por 50 puntos”.

A pesar de que Bird no fue un factor -fue el único jugador estadounidense que no anotó- el juego por la medalla de oro sigue siendo significativo en su arco histórico como demostró ser el juego final de su carrera. A pesar de las preocupaciones en su espalda, Bird jugó en los ocho juegos en Barcelona, promedió 8.4 puntos por partido en 18 minutos por noche. Menos de dos semanas después de regresar a Estados Unidos, Bird anunció su retiro de la NBA.

Mira los Olímpicos o los Campeonatos del Mundo o incluso el EuroBasket hoy y ves rosters internacionales lleno de jugadores de la NBA. Antes de la NBA, eso simplemente no era el caso.

En 1991-1992, solo había seis países -Alemania, Serbia, Canadá, Croacia, Jamaica y Líbano- que tenían más de un jugador nacido en es país jugando en la NBA. Entre los 12 jugadores nacidos en esos seis países estaban los estadounidenses Patrick Ewing, Steve Kerr, Kiki Vandeweghe y Rumeal Robinson.

En ese entonces había 26 jugadores nacidos en el extranjero de 20 países diferentes que aparecieron en un juego de la NBA. La temporada pasada contó con la presencia de 115 jugadores nacidos en el extranjero procedentes de 42 países diferentes. En ese mismo lapso, el número de países que pueden reclamar tres o más jugadores de la NBA nacidos en el extranjero ha pasado de 0 a 16.

La temporada pasada, el 24% de los jugadores de la NBA que aparecieron en un juego nacieron fuera de Estados Unidos, frente al 7% en la temporada anterior a los Juegos Olímpicos de 1992 en Barcelona. Se ha convertido en un juego global.

No fue solo porque el Dream Team ganó, sino cómo lo hizo y cómo trascendió en el tiempo que se ganó un lugar en la ciencia atlética. Colocado bajo un microscopio sin precedentes, el Dream Team superó todas las expectativas en la duela, navegó a los críticos fuera de la duela y en última instancia, elevó el juego a alturas inexploradas.

Click para comentar

You must be logged in to post a comment Login

Leave a Reply

Mas Populares

To Top