NHL

El Power Play medicinal para Carolina Hurricanes

Los Carolina Hurricanes (15-6-1) coquetean con el liderato de la Discover División Central, en una carrera codo a codo con el Tampa Bay Lightning (15-4-1), aunque los campeones defensores llevan la mano porque tienen la misma cantidad de puntos (31) pero con dos juegos menos.

Esta competencia con Tampa Bay también obedece a que los Hurricanes viven un buen momento con tres ganados consecutivos, triunfos que han tenido una peculiar tesitura: eficacia con el hombre extra.

El más reciente se dio la noche del martes al vencer por 4-2 a los Nashville Predators, un resultado que se añade a las dos victorias, la del 27 de febrero por 4-3 en los tiros de desempate (shootout) y el 1 de marzo por 3-2 ante los Florida Panthers.

¿Cómo se traduce esta eficiencia en triunfos?

Manejar el disco en zona ofensiva cuando se tiene un hombre extra en el hielo, con armonía y plena intención de ‘dañar’ al rival, requiere mucho talento, y a veces un poco de suerte para convertir esas oportunidades en anotaciones que igualen o definan un partido.

Y eso es precisamente a lo que ha apelado Carolina en medio de esta racha de tres juegos ganados en fila al convertir cinco goles en nueve oportunidades de Power Play y esto se ha traducido en cosas positivas únicamente.

«Dominamos durante dos periodos», dijo el entrenador de los Hurricanes, Rod Brind’Amour. «Al otro equipo le pagan mucho dinero y van a jugar duro en el tercer periodo. Tomo eso todo el día».

En este lapso, Carolina ha tenido la fortuna de contar con goles en ventaja numérica por parte de Vincent Trocheck, en dos ocasiones, de Jake Bean, Brett Pesce y Sebastian Aho.

El Power Play ha sido un gran catalizador para Carolina esta temporada, pues tienen marca de 12-2-1 cuando son capaces de conseguir por lo menos una anotación con el jugador extra en la pista.

Por el contrario, cuando el equipo falla en anotar en oportunidades de Power Play el récord de los Hurricanes es de 3-4-0, lo cual significa que en la medida en la que el equipo sea eficiente en ventaja numérica, las cosas positivas seguirán ocurriendo para su causa.

El siguiente compromiso para los Hurricanes es tan pronto como el jueves venidero, cuando reciban a los Detroit Red Wings, en cotejo en el que será interesante observar si siguen sacando provecho de la ventaja numérica.

Cómo se vive ‘desde atrás’ este momento

Y desde la retaguardia lo agradecen. Tal es el caso del guardameta James Reimer, quien se ha beneficiado con dos triunfos en medio de esta racha de tres ganados consecutivos.

«Como portero, cuando lo estás mirando, es el resultado de cuán bien tus compañeros están dando la batalla enfrente de ti, para aclarar tu vista y hacerte las cosas más fáciles. Los chicos están haciendo un trabajo increíblemente duro ahora mismo», declaró el guardameta James Reimer, quien se apuntó el triunfo y registró 36 salvadas ante los Predators.

Pero no fue sencillo soportar la embestida de Nashville. Los Hurricanes estaban arriba 3-0, pero a los seis minutos del tercer lapso, Calle Jarnkrok marcó el primer gol de los Predators, y Mattias Ekholm, a los 8:17 del tercio final, hizo que le llegara el agua al cuello a Carolina.

«Ya sabemos que un equipo que está 3-0 abajo va a hacer lo que sea necesario para acercarse», comentó Reimer, quien tiene marca de por vida de 6-1-0 contra Nashville. «Empezaron a tener inercia y nos doblaron, pero no nos quebramos».

El gol del estreno de Lorentz

El delantero centro de los Hurricanes, Steven Lorentz, está debutando esta temporada en la NHL, luego de haber sido tomado en el Draft de 2015 por la organización de Carolina.

Y a sus 24 años parece estarse presentando con un poco más de madurez que algunos de esos chicos que llegan por debajo de los 20 años.

A los 15:12 del segundo periodo, Lorentz se topó con un rebote en frente de la red del portero Pekka Rinne, y luego de que el puck cayera al hielo tras elevarse un par de metros, con potente tiro de muñeca, a quemarropa, puso el 3-0 en el marcador para estrenarse en la NHL.

«Traté de elevar el disco y ponerlo en una esquina», comentó Lorentz tras el encuentro. «Estoy muy feliz de que entrara. No recuerdo qué pasó después, pero los muchachos me dicen que estaba muy emocionado y que celebré en grande».

Click to comment

You must be logged in to post a comment Login

Leave a Reply

Mas Populares

To Top
Language »